Suscríbete

01 octubre, 2009

ALAS


ALAS.

Caían flores.

Llovían flores.

Entre ellas Rosa, girasoles, también cuervos.

Soñé.

Era yo un ser magnífico, tenía bellas alas creciéndome en las espaldas. Llovía y me estremecía como una gota de rocío que ha sobrevivido temblores y cornamentas. Había un sol esplendente, el cielo brillaba en las alturas infinitas, un azul-celeste que sólo es posible observar en dimensiones impenetrables. Alguien me perseguía, acechaba en la oscuridad y buscaba mi destrucción. Yo volaba, cada vez más arriba. El mar surcaba nubes que acariciaban mi rostro cansado. Vi desde las alturas a seres buenos que, anhelando alzarse en vuelo, quedaban con los pies enterrados en la línea de un abismo. Vi otros seres que, por ser malignos y malintencionados, surcaban el agua y la envenenaban con ése su sudor corrosivo. Sólo dos o tres girasoles eran genuinos, y por ello odiados y enviados al cadalso. Los envolví en mis brazos lo más fuerte y suave que pude, y los salvé de expirar en el pasto aunque no de una muerte corpórea, sino de la peor de las muertes: cuando el fuego en los ojos y el ímpetu en los lomos desaparecen. Oh, diosa del mar!, habitante de la luz, perséfones resucitadas! Guíenlas a la galaxia de procedencia, guíenme a mi coro de agujeros negros, para al fin fenecer y flotar! Flotar, sí. En la gran urbe sideral áurea e ignívoma. Libéranos. Poséenos. Atiza este fuego eterno.
Después me dediqué a atrapar los cuerpos aprisionados y empujados al vacío feróstico. Caían flores, alas. Llovían flores. Las amé a todas, y tanto! Pobres carniceros ignominiosos y bermejos. Pobres pecadores de cruenta piel de arsénico. Y las atrapaba a todas ellas, tan bellas, y las asía de sus bracitos suaves como piel de cordero. Pronto me vi bañada en salmos de agradecimiento. Las flores gigantescas y hermosas flotaron en dirección al ocaso. Yo huía a otro lugar, más lejano. Me despedía de sus arbóreas figuras. Adiós! Adiós! Blancas nubecitas de porcelana, amarillas botitas de miel! Adiós, nos veremos pronto. Queridas hermanas del alma! (Karina Luz, 2009)






5 comentarios:

Anónimo dijo...

Exellente blog .. grandes escritos!!

Anónimo dijo...

sobre todo de los humanos

Susana dijo...

Chvr el blogg...espero q sigas escribiendo mas como Alas

carolabs dijo...

nicely designed..liked the layout and the music.
kisses my best sis,

Paky dijo...

Siempre estaras mas arriba, brillando y alumnbrando a los que te queremos y admiramos, tienes el arte que muchos anhelamos y poco cultivamos. Este cuento fue alucinante, sideral-cosmico...me encantó.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...